foto5El 2 de febrero “Día de la Virgen de Candelaria”, la iglesia católica también conmemora la Presentación del Niño Dios en el Templo, una tradición que en Guatemala pocas familias conservan, pues la culminación del ciclo de fiestas de Noche Buena.

Según Andrea Santos, quien compartió la experiencia de su familia en Boca del Monte, Villa Canales, municipio de Guatemala, la fiesta inicia el 24 de diciembre cuando la familia se reúne para la Noche buena, ese día uno de los asistentes se “roba al Niño Dios” sin que nadie se de cuenta, al día siguiente las personas de la casa se dan cuenta que en el nacimiento el Niño no está.

Andrea relata que se empieza a preguntar a todos los que estuvieron en la fiesta si alguien lo vio, sin embargo nadie dice nada, pues la costumbre es que la devolución del niño es hasta el 2 de febrero.

Todos los asistentes el 24 de diciembre se reúnen nuevamente el 2 de febrero en una casa, donde “El Ladrón” debe confesar, pedir perdón, ser padrino del Niño Dios y ofrecer una fiesta en la casa a donde pertenece la imagen.

De acuerdo con Andrea, cuando la persona confiesa haberse robado al Niño, se le quita la playera al ladrón, lo amarran de las manos y le colocan el rótulo “Por Ratero” y se recorre toda la colonia de esa forma hasta llegar a la casa de los dueños del Niño, la dueña espera en la puerta y la persona pide perdón y devuelve al bebé.

Cuando esto sucede todos entran a la casa y hacen un rezo, después se sigue castigando al ladrón y por último inicia la fiesta ofrecida por el ladrón.

Esta tradición es una tradición que se ha pedido, sin embargo aún hay hogares guatemaltecos que la mantienen.

LA CONFESIÓN

foto 1

EL CASTIGOfoto2

El RECORRIDO

485304_10200100938742569_2146184892_n

DEVOLUCIÓN DEL NIÑOfoto3

MÁS CASTIGOfoto4

EL NIÑO REGRESA A SU CASAfoto5

LA FIESTAfoto6

Con Información y Fotos de Andrea Fabiola Santos.

Anuncios