REYES-Rosario-Gandarias-Cuarteto-Asturias_PREIMA20140325_0082_32Desde interpretar a compositores clásicos como Mozart, Brahms o Haydn hasta llegar a música popular como Pink Floyd, Pearl Jam o Los Tigres del Norte, el Cuarteto Asturias cumple ocho años de romper estereotipos en la música.

No hay barreras en la creación y expansión de los sonidos; es lo que ha demostrado el Cuarteto Asturias, integrado por Álvaro Reyes, Rosario Vásquez, Iunuhé de Gandarias y Kenneth Vásquez, que ha llevado la música de cámara fuera de los escenarios convencionales.

Aunque el grupo se estableció formalmente el 7 de marzo del 2006, la historia de estos jóvenes se entrelazó desde 1992, cuando formaron parte de un programa infantil del Conservatorio Nacional, que tenía como objetivo formar una orquesta juvenil para el 2000. Posteriormente, cuando los cuatro obtuvieron plazas en la Orquesta Sinfónica Nacional, tuvieron la inquietud de formar un cuarteto.

“Queríamos aventurarnos a hacer géneros distintos, de tocar en escenarios nuevos, para mostrarle al público que escuchar estos instrumentos no necesariamente debe ser aburrido”, comenta Kenneth. A contracorriente emprendieron el proyecto con sus propios recursos. Composiciones de Joseph Haydn y de Carlos Gardel fueron de las primeras interpretaciones del cuarteto en su primer concierto, en el 2006, en el Edificio de Correos, zona 1.

Evolución

“No nos cerramos a las idea nuevas”, dice Rosario. La idea de mostrar otra faceta de la música y no limitarse solo a la académica los llevó a explorar otros ámbitos y experiencias como en festivales de Panamá o en México, así como compartir escenario con grupos como Los Tigres del Norte, en el 2011. Años después su versatilidad los llevó a compartir escenario con otros artistas, entre ellos El Buki y Raúl Di Blassio.

El cuarteto, que tomó su nombre de un literato de peso en la cultura guatemalteca, Miguel Ángel Asturias, también ha impulsado composiciones de músicos locales. “Empezamos a tocar cuartetos de Paulo Alvarado, algo nuevo que atraía a público, como el del Kronos Quartet —grupo estadounidense—. Así empezamos a adaptar música popular y la proyectamos al público”, comenta Kenneth. En el 2012 su concepto empezó a hacer eco y comenzaron a llegar a otro público, diferente al que gusta de la música clásica, al participar en proyectos como tributos a Pink Floyd, Pearl Jam o Tool.

El cuarteto celebrará su aniversario con presentaciones en los siguientes meses, como el Festival de Música Sacra, en Chiapas, México, el 12 de abril; el tributo a Jimmi Hendrix, en mayo; y tocar junto a Richard Clayderman, en junio.

Fuente: Prensa Libre

Anuncios